sábado, 1 de julio de 2017

CUANDO “LA JUSTICIA” EN LA LEY, SE LIBERE DE LAS GARRAS DEL PODER ECONÓMICO, LA INDIGNIDAD DE LOS SUBORDINADOS Y LA AMBICIÓN DE LOS MERCENARIOS, SERA “LA JUSTICIA” la búsqueda de la verdad”

Meditaciones de Eloy Eleazar Valderrama Morales

Bajo el cielo de DIOS en Panamá, el 1 de julio del año del SEÑOR 2017

Inicio este escrito compartiendo con ustedes diversos significados de JUSTICIA. Lo hago así porque mis apreciaciones al respecto, se basan en el que es para mí, el SIGNIFICADO ÚNICO Y ÚNICO VALIOSO y es el tercero de las siguientes definiciones.

“LA JUSTICIA”


http://www.wordreference.com
justicia

f. Virtud que inclina a dar a cada uno lo que le pertenece o lo que le corresponde.

Derecho, razón, equidad:
la regañó con justicia; justicia divina.

Lo que debe hacerse según el derecho o la razón:
solo pide justicia.

Pena o castigo y su aplicación:
al final se hizo justicia.



http://www.rae.es/

JUSTICIA

Del lat. iustitia.

Escr. con may. inicial en acep. 6.

1. f. Principio moral que lleva a dar a cada uno lo que le corresponde o pertenece.

2. f. Derecho, razón, equidad.

3. f. Conjunto de todas las virtudes, por el que es bueno quien las tiene.

4. f. Aquello que debe hacerse según derecho o razón. Pido justicia.

5. f. Pena o castigo público.


Luego de invertir 4 años de mi vida en diplomarme en TEOLOGÍA Y PASTORAL énfasis en ÉTICA. De muchas horas de trabajo con nuestro director y profesor y compañeros,  muchas horas de recorrer el camino de nuestra FE, descubrir y conocer a JESÚS el hombre y en ÉL a NUESTRO PADRE DIOS.

De muchos trabajos realizados, analizados y cuestionados a la luz de la PALABRA DE DIOS, se llega a la premisa básica de “LA JUSTICIA” en su aplicación en una parte de la ley.   La definición correcta y explicada claramente por nuestro profesor es:

“LA JUSTICIA” es la búsqueda de la verdad.

Expuesto esto, y habiendo sido como todos, espectadores en mayoría unos, y víctimas otros por el ejercicio fallido de la aplicación de la ley; a mis 65 años, me atrevo a afirmar lo siguiente.

La aplicación de la ley está por lo general en manos de tres personas.  Este es un triángulo muy especial que en lo que llaman la democracia, está siempre sujeta o depende del poder, mismo que a su vez está sometido a la riqueza y quienes la detentan. De allí, que las posibilidades de que esta “LA JUSTICIA” pueda ser libre, no llega ni siquiera a ser escasa. Es inexistente.


Este triángulo está formado así:

                                                                JUEZ





                                           FISCAL                     DEFENSOR

Hasta aquí asumo que no hay discusión salvo aquellos que quieran incluir al jurado de conciencia que a la postre es condicionado por y decide según la habilidad de uno de los dos entes responsables de exponer la situación en particular, en base a un proceso. Dicho en otras palabras, estará siempre manipulado.


El FISCAL:

Este personaje que pareciera tener un poder omnímodo, tiene a su cargo supuestamente la defensa de lo que ellos llaman la ciudad que para nada lo es, pero que en nombre de esta, decide a su arbitrio como se aplica la ley. Si analizamos bien y no necesitamos un microscopio para esto, podemos concluir que su único objetivo es declarar culpable al sujeto a como dé lugar y la práctica ha demostrado que el fin justifica los medios. Su trabajo es llevar al cadalso al sujeto. Para eso parece no escatimar ni discriminar recursos ni esfuerzos. Este ciudadano está pagado con los impuestos de los ciudadanos en todos los países del mundo. 

Aplicada aquí la premisa básica de que “LA JUSTICIA” es la búsqueda de la verdad, no pasa la prueba. Está absolutamente lejos de esto.

Como hemos podido ver en la práctica, nunca o muy pocas veces hemos visto que estos ciudadanos hayan aceptado que se estableció la verdad si el resultado no les favorece. Lo único que reconocen y lo hacen como un asunto personal, es que demostraron su caso con claridad meridiana y no saben por qué perdieron, o a la inversa si el caso terminó a su favor, así pueda costar la vida de una persona inocente. (USA el autodenominado y autoproclamado país de la justicia, los derechos humanos y la democracia, en 40 años, ha llevado al corredor de la muerte a 160 personas inocentes en juicios supuestamente justos).

Si “LA JUSTICIA” es la búsqueda de la verdad, en este ángulo del triángulo, no se aplica.


EL DEFENSOR: 

Este protagonista, que tiene bajo su responsabilidad como dice el término o el título, defender a alguien, tiene como fin liberar a como dé lugar y así trata de hacerlo, de la responsabilidad que le pueda caber a su defendido independientemente lo sea o no. No existe el propósito de exponer a todas luces el valor correspondiente del que llaman imputado para que una vez logrado esto sin vestigios de duda, en respeto a la DIGNIDAD DEL HOMBRE, se muestre su condición o sea se pueda ver la VERDAD. En este caso en particular a este ciudadano le pagan para eso, liberar a la persona sin contar si existe o no responsabilidad.

A lo largo de la historia, hemos visto que según la decisión, él pueda sentirse perdedor o ganador el resultado no pasa el escrutinio. Aquí tampoco importa la VERDAD sino el fin pre visto. Ha habido muchos culpables que han quedado libres aun pudiendo verse claramente su culpabilidad. El propósito es liberarlo no importa cómo.

Si “LA JUSTICIA” es la búsqueda de la verdad, en este ángulo del triángulo, no se aplica.



EL JUEZ: 

Lo he dejado de último porque su responsabilidad es meridiana, él tiene en sus manos el punto medio de la balanza y debería actuar en concordancia con su responsabilidad. Este que podríamos llamarlo intérprete debe dejar según su criterio claramente el valor de “LA JUSTICIA” o sea, que se vea que se ha podido demostrar sin temor a duda de ninguna clase, que alguna de las dos partes ha podido demostrar la verdad.

Al final del camino pareciera que no tiene ninguna responsabilidad porque siempre tendrá que inclinarse a un lado o al otro. Entonces vemos la delgada línea en la que camina “LA JUSTICIA”.

Basado en lo anterior expuesto, necesariamente nuestras vidas deben manejarse dentro del marco de LA MORAL y en ella con RESPETO A LA DIGNIDAD HUMANA. Voy a dejarlo hasta aquí en esta parte. Más adelante ampliaré mis consideraciones.

Ahora viene la parte más oscura de toda esta trama, el actor más peligroso de todos, EL PODER Y EN PARTICULAR EL PODER ECONÓMICO. Este ser que descansa sobre el dinero y cuyo interés no es nada más que ese, el dinero y que se mueve en las sombras, al final decide si se aplica la ley dentro del marco de “LA JUSTICIA” o sencillamente según sus intereses. El poder no es transparente, no tiene MORAL y no le interesa LA DIGNIDAD HUMANA. Al final el ángulo superior del triángulo tiene en sus manos, como todos los seres humanos, hacer prevalecer la MORAL y por ende la DIGNIDAD o sucumbir a la seducción de la oferta o al terror. Esto no lo exime de su responsabilidad como a ninguno de los otros actores, porque todos actúan en ejercicio de su LIBERTAD. Por si lo ignoran, el ejercicio de la LIBERTAD para todos los seres humanos tiene el compromiso de la RESPONSABILIDAD personal, la cual es ineludible y lo será más aún ante los ojos de DIOS.

El hombre, entiéndase varón y mujer, ha permitido que su MORAL, SU DIGNIDAD, se haya manipulado, bien por el chantaje directo legal con el trabajo, en este caso por la necesidad de generar su sustento y el de su familia, cosa que el sistema utiliza inescrupulosamente para sus fines. Por la mentira que se le ha vendido a través de los medios de comunicación, el estatus, sus títulos universitarios, el consumismo, la apariencia y ahora de su supuesta indeterminada identidad.

Por la influencia de los expertos, gurúes, la tecnología, los organismos internacionales, los genios de todas las materias, en fin cualquiera que utilizando un término nuevo, lo lleva a creer que está equivocado y que todo lo que ha hecho respetándose como ser humano, es una manipulación histórica y dogmática. Por ejemplo Si crees en DIOS COMO CRISTIANO, has sido manipulado históricamente por la Iglesia. Si tienes otra práctica de FE te llevan al extremismo y te estigmatizan. Si crees que DIOS NOS CREÓ A IMAGEN Y SEMEJANZA DE ÉL “VARÓN Y MUJER” estás absolutamente loco, además eres intolerante y todos los otros apelativos que quieran utilizar; entonces la presión te puede llevar a sucumbir y abandonar tus VALORES HUMANOS si estos son débiles. Cuidado, estoy hablando de aquellos manipuladores expertos que están tratando por medio de inducción psicológica o mediática en unos casos y en otros jurídicas, de introducir en el pensamiento de las personas otras ideas.

Creo que le hemos dado demasiado espacio a los manipuladores y demasiado poder al dinero y esto nos ha llevado a la destrucción. Hemos quedado inmersos en el infierno y lo permitimos. Necesitamos volver a la raíz entiéndase a NUESTRA CONDICIÓN DE SERES HUMANOS HIJOS DE DIOS, EL DIOS MISERICORDIOSO Y AMOROSO QUE DEJÓ QUE SU HIJO NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO VOLUNTARIAMENTE OFRECIERA SU VIDA PARA SALVARNOS SIENDO SACRIFICADO EN LA CRUZ, Y CON ESTE ACTO DE AMOR ABSOLUTO E INCONDICIONAL DEVOLVERNOS LA VIDA.  NECESITAMOS REGRESAR A ESOS BRAZOS QUE NOS ESPERAN CON ANSIAS PERO QUE POR NUESTRA LIBERTAD, NO NOS PUEDEN TOMAR, HASTA QUE NOS LANCEMOS A ELLOS.

Se preguntarán que tiene que ver el párrafo anterior con este artículo; pues todo. La ausencia de “LA JUSTICIA” que es la búsqueda de la verdad en todos los ámbitos de nuestra existencia nos ha llevado a toda la vorágine de destrucción que estamos viviendo.

Todo esto porque nos alejamos DEL CAMINO, LA VERDAD Y LA VIDA QUE ES JESUCRISTO NUESTRO SEÑOR.

Les invito a meditar sobre esto. El mundo está en una condición terminal de vida y todo aquel que no lo realice, morirá en él. A LOS CRISTIANOS, NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO EL MISMO DIOS nos llama de todas las formas habidas y por haber. SU MADRE, NUESTRA MADRE MARÍA nos llama a diario volvamos. DIOS nos llama a todos en nuestras respectivas prácticas de FE, a que volvamos a ÉL hagámoslo. Ayudemos a los integrantes de ese triángulo de maldad, que se busquen internamente, se respeten y vuelvan antes de que sea demasiado tarde para cada uno de ellos. Porque el ÚNICO Y VERDADERO JUICIO, ES DE DIOS. Creámoslo o no, querámoslo o no, aceptémoslo o no y nos guste o no.  Sodoma y Gomorra lo vivieron.


DIOS NOS BENDICE A TODOS.